Coincidiendo con el inicio de la Campaña Costera del Bonito, que se realiza de julio a septiembre, el Restaurante O Corpiño del Parador Costa da Morte, en Muxía, dedica este puente de Santiago unas jornadas gastronómicas al Bonito de Burela. El establecimiento coruñés rinde homenaje a los preciados ejemplares de este túnido, un producto de primerísima calidad, que capturan los pescadores de este pueblo de la costa norte de Galicia, situado en la Mariña Lucense. En su puerto pesquero entran al año 1.600 tone

Quizá porque el submarinismo favorece la evasión de la rutina y el estrés acumulado en el día a día, gana adeptos año tras año. Además, es uno de los deportes acuáticos más completos. Bajo el agua, el silencio y la tranquilidad lo envuelven todo. La ausencia de sonido sólo se ve perturbada por el burbujeo del regulador y la respiración, que se vuelve lenta y profunda. Bajo el mar, todo sucede despacio. Sin el lastre de la gravedad, con cada aleteo, la sensación de paz y sosiego es única.

 

La Alcarria ofrece un sinfín de posibilidades para deleitarse con experiencias únicas e inolvidables. Sus extraordinarios parajes naturales e innumerables tesoros monumentales confieren a la comarca un singular atractivo que merece la pena conocer y disfrutar.

Solo sobrevolar el cabo Fisterra permite acercarse un poco a la desafiante orografía de A Costa da Morte, que se entrega con altivez a la fiereza del indomable Atlántico. De sus peligros saben los navegantes que no pierden de vista los faros. De la fuerza de las olas hablan sus playas, de arena fina y blanca, que nos regalan uno de los paisajes con más hechizo de la cornisa gallega.  Se trata de una aventura senderista de 200 kilómetros que, desde Malpica a Cabo Finisterre, pretende avistar el final del mundo.