El Parador de Turismo es uno de los 16 establecimientos que participan este año en las Jornadas del Fino Seguntino, un certamen que la localidad castellano-manchega dedica a este combinado de invención local que se elabora con gaseosa, vermut y espuma de cerveza.

 

Cérvoles Celler, la bodega concebida hace ya más de 20 años por el enólogo y empresario viticultor Tomàs Cusiné en la zona de Les Garrigues para producir vinos de finca de gran calidad, que fueran una clara expresión del territorio en el que se cultiva y con la mirada puesta en lo más alto, que dio lugar al primer proyecto de viticultura de montaña que se concibió en Catalunya, repite justo un año después como firma invitada dentro de la campaña “

Con el comienzo del verano y la finalización de la actividad cultural "Encuentros en la Biblioteca Dulce María Prida" desarrollado a lo largo del año en colaboración con la Universidad de Oviedo el Parador de Cangas de Onís cambia de registro cultural. La música releva a las ponencias con el Festival “Atardeceres Mágicos en el Claustro”,  un clásico en el calendario estival cangés que este año alcanza ya su novena edición.

Con la llegada del verano el Parador Enrique II de Trastámara  de Ciudad Rodrigo se ha propuesto que sus clientes puedan disfrutar al máximo de uno de sus espacios al aire libre más apetecibles, los frondosos y refrescantes jardines del castillo del siglo XIV, un lugar ideal para combatir las calurosas noches estivales. Y lo hace recuperando sus ya tradicionales veladas gastromusicales

“Asadillo manchego y cecina de ciervo”. Esta es la propuesta que se puede degustar en el Parador de Almagro dentro de la ruta “Sal de Ronda”, un circuito gastronómico del Siglo de Oro que tiene lugar en el marco del Festival Internacional de Teatro Clásico de la localidad castellano-manchega.

Como ya es habitual, el Parador de Almagro ofrece a sus clientes durante el Festival Internacional de Teatro Clásico de la localidad castellano-manchega un menú especial en el marco del programa Almagro 360 º, que pretende completar la programación artística con diferentes experiencias relacionadas con la gastronomía, la arquitectura, el patrimonio, la naturaleza y la artesanía de Castilla-La Mancha relacionada con el Siglo de Oro.